Home / Texto / Por qué tener un modelo de negocio

Por qué tener un modelo de negocio

por Pau Gallinat, 14/11/18


Tener una estrategia es clave. Decidir cuáles son los objetivos y qué vamos a hacer para lograrlos es fundamental. Por este motivo tener un modelo de negocio es algo absolutamente imprescindible para tu empresa. Conocernos a fondo, analizar nuestros pros y nuestros contras nos ayudará a definir nuestra manera de actuar y relacionarnos con el resto del mercado.

 

¿Qué es un modelo de negocio?

Un modelo de negocio es un documento imprescindible que se debe elaborar justo antes de un plan de empresa. Básicamente es el documento que va a dar respuesta a las preguntas que nos vamos a formular en el plan de empresa.

Es un análisis y descripción fundamentada de qué tipo de negocio vamos a montar. Hay diferentes preguntas que vamos a tener que responder para poder tener un modelo de negocio perfecto y preparado para el siguiente paso que será el plan de negocio.

¿Cómo elaborarlo?

Misión de la empresa

Esta pregunta es de manual. Una empresa sin misión es una empresa destinada al fracaso. La misión de la empresa es el propósito, qué es lo que hemos venido a hacer y por qué. Si damos respuesta a esta pregunta el futuro será mucho más claro.

Visión de la empresa

Nuestra declaración de intenciones. La visión de la empresa es lo que determinará la dirección de nuestro modelo de negocio y de vida. Es el motivo de por qué hacemos lo que hacemos. Qué es lo que nos mueve y hacia donde nos gustaría llegar. La brújula de nuestro negocio.

Segmento del Mercado

Análisis de a qué segmento de mercado nos dirigimos. Debemos relatar en unas líneas el público objetivo y el motivo. Es importante saber a quién nos dirigimos a la hora de poner en marcha nuestro negocio. Pero más aun por qué. El por qué es la clave del éxito, si dominas los "por qués" de tu negocio nada te parará. Si segmentas correctamente el mercado y tienes claro a quién le quieres vender y a quién no tendrás mucho conseguido.

Producto o servicio

¿Tienes claro lo que vas a vender? Hay que tener muy claro qué es lo que vamos a vender. Las características de ese producto o servicio. Definir muy bien todas sus funcionalidades, usos, beneficios, debilidades y lo más importante. Definir muy bien el precio. Claro está que nuestro producto o servicio es la base de nuestro negocio pero aún así debemos buscar las debilidades, las amenazas y los motivos que hacen que pueda flaquear respecto la competencia. Este será el primer paso hacia la mejora de nuestra calidad como empresa y como profesionales.

Cómo voy a ganar dinero

Esta es otra parte fundamental. Está muy bien haber definido la misión, la visión, el nicho de mercado y qué vamos a vender pero es necesario desarrollar como pensamos ganar dinero. Cual va a ser nuestro modelo de negocio como vamos a funcionar y como vamos a sobreponernos a la competencia.

Canales de distribución

Cómo vamos a llegar a nuestro público objetivo. Debemos definir desde el primer momento como pensamos llegar a nuestros consumidores. Cuales van a ser los medios de publicidad, de distribución de productos y servicios.

Infraestructura

Definiremos nuestra infraestructura. Definiremos con qué medios contamos para nuestro propósito, qué planes tenemos de cara al futuro y cómo vamos a hacerlo. Además deberemos analizar y describir muy bien nuestros costes y beneficios. Tenemos que tener muy claro nuestro margen de beneficio así como las ventas mínimas que vamos a necesitar. Conocer estos datos será la diferencia entre tener claro lo que hacemos y lo que tenemos que hacer, en vez de funcionar sobre la marcha.

 

Sé Cambiante

Forma parte de una red de profesionales que intercambian experiencias y conocimiento.

Quiero Ser Cambiante